Detecta Centro de Salud caso sospechoso de Zika en Jerez

-La persona ya está bajo control y la Unidad Médica realizó las labores de prevención.

                                                           Por Raúl Bañuelos

zika-copiarAnte la presencia de un caso sospechoso de Zika en Jerez, el Centro de Salud que tiene como responsable a la doctora Luz Helena Silva Almaraz, ha tomado las debidas precauciones para evitar que el mosquito “Aedes aegypti” propague el virus en la localidad.

Señaló que, debido a ello, se realizaron labores preventivas desde el pasado 5 de octubre como nebulizaciones y fumigaciones en espacios cercanos a los panteones y en algunas colonias de la periferia de la ciudad.

Subrayó que la posible persona infectada pudo contraer el virus en una zona endémica de dengue,  zika y chikunguña, de ahí que fue detectada como sospechosa a raíz de los síntomas que presentaba y de las muestras clínicas que se le practicaron.

En base a ello, manifestó que  el área de epidemiología realizó acciones protectoras alrededor de la cuadra de donde habita la persona y hasta nueve manzanas hasta formar un cerco sanitario.

Agregó que, aunque parezca esto una exageración, es mejor tomarlo de esta manera que dejar un caso sospechoso desatendido, el cual más tarde pudiera agravar el problema y llegar al grado de declarar una alarma por epidemia en el municipio.

Al momento, añadió que la persona ya se encuentra bajo control y que atraviesa el segundo periodo de vigilancia, tiempo en que la enfermedad puede ser más contagiosa.

Por lo anterior, dijo que la Presidencia Municipal, Protección Civil y la Secretaría de Salud coordinaron las tareas de prevención con insecticidas, maquinarias y los fumigantes necesarios para trabajar en el sitio.

Dijo que el problema radica principalmente en que el  mosquito transmisor puede picar a una persona enferma  con zika,  chikunguña, o dengue, y que una vez que hace la picadura el animal se lleva una muestra de sangre con el virus, y al picar a otra persona es donde existe el riesgo de la propagación.

De suceder eso, la persona infectada puede sentir dolor de cabeza, dolor en articulaciones, fiebre, aparición de salpullidos y conjuntuvitis.

Expresó que de forma permanente se monitorea la localidad por medio de 30 ovitrampas que son colocadas en distintos puntos del municipio y que llevan como fin almacenar el agua pluvial para detectar el posible crecimiento de larvas y el mosquito  “Aedes aegypti”.

Agregó que, en lo va del año, han resultado positivas tres de ellas, por lo cual se han hecho las labores de prevención.

Sugirió a las amas de casa descacharrizar patios, azoteas, y rincones del domicilio, afín de localizar recipientes con agua almacenada, ya que ahí es justo donde el mosquito se reproduce, por lo tanto los utencilios tienen que ser lavados, voltearlos, taparlos o en su defecto desecharlos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *